Limpiador de juntas de azulejos

Limpiador de juntas de azulejos

Puntúa este tutorial

Las juntas de los azulejos son una de las zonas que acumulan mayor suciedad. La pasta que las recubre posee poros por donde los microorganismos, el moho y los hongos se alojan y proliferan.

Si no se limpian con regularidad estas pueden desencadenar episodios de alergias e infecciones. Para evitar esto, hoy te enseñaremos cuál es el mejor limpiador de juntas de azulejos.

Cuatro formas de limpiar las juntas de los azulejos

Los detergentes de limpieza poseen químicos nocivos que pueden ser perjudiciales para la salud. En el momento de limpiar las juntas siempre debes apostar por alternativas naturales. Lo mejor de estas es que puedes hallarlas en tu cocina. La próxima vez que quieras limpiar las juntas hazlo de la siguiente forma:

  • Con bicarbonato de sodio: Es un blanqueador de juntas natural que neutraliza la acción de las bacterias y limpia la zona con facilidad. Para hacerlo solo tienes que mezclar 100 gr. de éste en un poco de agua tibia hasta obtener una pasta limpiadora. Aplícala con un cepillo en las juntas, deja que actúe por 30 minutos y luego la retira con un paño húmedo.
  • Con agua oxigenada: Desinfecta la zona y limpia la suciedad en solo minutos. Solo tienes que buscar 125 ml. de agua oxigenada y limpiar los azulejos con un cepillo. Debes asegurarte que esta se impregne en las uniones para luego dejarla actuar durante 20 minutos. Transcurrido ese tiempo se lavará el área con agua y jabón.
  • Con vinagre blanco: Este remedio natural para limpiar también es efectivo para eliminar el mal olor de las ranuras de los azulejos. Para lograr esto solo ha de combinar 150 ml. de vinagre blanco con 75 ml. de agua tibia. Introduce la mezcla en un pulverizador (o spray) y rocia la zona. Deja que actúe por 10 minutos para finalmente frotar las juntas con una esponja.
  • Con zumo de limón: Esta última alternativa es ideal para las juntas especialmente sucias o grasientas. Debes aplicar el zumo directamente en ellas y limpiar con un cepillo o una esponja resistente. Además de lograr remover la suciedad de las juntas, este dejará un agradable aroma luego de la limpieza.

Como puedes observar, conseguir un limpiador de juntas de azulejos es mucho más sencillo y económico de lo que se cree. Solo hay que buscar en la cocina y localizar los descritos.

Es importante recordarte que no debes acumular la suciedad de las juntas durante mucho tiempo para no tener que dedicarles un mayor esfuerzo cuando se limpien.